------- 

    SUMARIO

QUIENES SOMOS

    CONTACTO

    CONSULTA

  ASOCIACIONES

     SOCIOS

     NOTICIAS

   REPORTAJES

     ESTEPONA

       VENTAS

Inicio                 

             Oteando el lejano horizonte

 

  La centenaria quiere mirar arriba en el peor escenario ante un Marbella que no pierde desde la jornada 14. Se presagian cambios en la zaga para evitar más desangrados.

 

  La centenaria se prueba en un escenario inhóspito como el Municipal marbellí, deportivamente hablando, ante un rival que suma récord y que en Enero en la Copa del Rey casi aniquila al Real Valladolid. Es un lugar complicado para lograr un triunfo aunque no hay nada imposible por la igualdad que existe en el grupo. El Linense tiene que ganar si o si para mantenerse espectante a la orilla de los cuatro primeros clasificados. El técnico Antonio Calderón es probable que se incline por algunos cambios para evitar más desangrados y se prevé el retorno de Carrasco.

 

 Marbella C. F.; Wilfred; Saúl, Fernando Román, Juanmi Callejón, Elías Pérez, Samu Delgado, Esteban Granero, Manel, Redru, Yaimil y Lolo Pavón.

 B. Linense; Montoya; Jordán Sánchez, Tomás, Carrasco, Frabrizio o Mikel Fernández, Albisua, Bandaogo, Manu Molina, Santi Luque, Koroma o Airam Benito y Pito Camacho.

 Arbitro: Rafael Sánchez López del Colegio Murciano

 Domingo 23 de Febrero de 2020 a las 17:00 horas en el Estadio Municipal de Marbella (Málaga)

 

Decisivo para estar arriba

  A nadie le sorprende a estas alturas que se heche de menos el cerrojo, por decirlo de alguna forma, que implantaba el anterior técnico Jordi Roger y la seguridad y la colocación de Álvaro Vega, que se marchó al Badalona, que le daba ese punto de infranqueable a la zaga. Y la comparación, aunque es odiosa, es en estos momentos preocupante si anteponemos el hecho de que en tan sólo tres salidas han encajado nueve goles, y eso a pesar de la calidad y la seguridad que aporta el meta Javi Montoya. El eje central no está funcionando en las proporciones que se precisa para ser un candidato a la liguilla. Y no hace falta ser tan avispado para darse cuenta. Es un lujo dejar a Carrasco sin tan siquiera convocarle para Cartagena. El central no tiene mucho que demostrar porque ya lo ha hecho pero jugársela con un casi recien llegado como Mikel Fernández al que aún le falta rodaje como a Airam Benito, es arriesgar mucho. El desangrado es elocuente, cuatro goles en la Vieja Condomina, dos en Don Benito y tres en Cartagonova. Es de sentido común que se esté buscando una solución porque esto no puede continuar y más cuando tiene en juego otra ocasión de situarse a la orilla de la zona noble. El técnico Antonio Calderón ha trabajado en la semana para pulir esos desajustes que se produce cuando no se agudiza el instinto de supervivencia, especular y esperar el momento en sumo grado. Ante el Cartagena faltó esa pizca de suerte y el autogol de Manu Molina en el segundo tanto cartagenero fueron determinantes para venirse de vacio como ocurrió ante el UCAM. Lo positivo de esta semana es el (5-2) al Krasnodar sub-23 ruso si lo comparamos con el (2-0) que sólo logró el Marbella. Un dato que no es muy importante pero que levanta la moral después de la derrota (3-2) ante el Efese.

Un rival de récord

  La Balona va a tener que jugar con muy buen criterio y mucha fé en el Municipal marbellí para lograr puntuar. El conjunto costasoleño sabe contemporizar los tiempos en la cancha y tiene a su favor esa racha que le hace irreductible desde la jornada 14 del 21 de Noviembre de 2019 en la que cayó derrotada en el Nuevo Vivero (1-0) ante otro aspirante como el Badajoz. Ha sido la única derrota que ha encajado. Su trayectoria es de récords concordante con los mejores conjuntos de Europa y en la Copa del Rey casi noquea al mismísmo Real Valladolid. Los de Pucela necesitaron la tanda de penaltis (1-4) para dejarles fuera. El zapatazo del brasileño Paulo Vitor les hizo soñar pero los vallisoletanos con más dificultades de las previstas lograron igualarles al final. En el Municipal sólo ha cedido cinco empates y se mantienen imbatidos. Por si fuera poco el potencial del equipo que dirige David Garcia Cubillo se super reforzó en el mercado de invierno para lograr el campeonato y disputar los play off de ascenso directo como primero de grupo a la Segunda A. Para ello la directiva se hizo con los servicios de Juanmi Calderón procedente del Bolivar de la liga Boliviana y que fué ex de Mallorca, Córdoba, Hércules, Levadiakos griego, y Al-Ettifaq de Arabia Saudí.  Pero el fichaje estrella ha sido sin ningún género de dudas el del ex madridista Esteban Granero procedente del R. C. D. Español. El centrocampista e internacional de los periquitos del Stadium situado en la localidad de Cornellá de Llobregat cambió su rumbo por el Marbella por el reto ilusionante de ascender a la Segunda A. Estas adquisiciones de lujo fueron posibles tras la marcha de Mustapha al UCAM  que anotó cuatro goles y de Javi López (El Palo) y Samu de los Reyes. El tridente goleador está compuesto por Manel (9), Óscar (8) y Saúl (6). En cuanto al derbi ante la Balona el Marbella precisa la victoria para seguir ostentando el liderato ante la cercanía del Cartagena que se mide al Algeciras. Garcia Cubillo tiene todo el plantel disponible de cara al choque de rivalidad y es probable que repita la misma alineación que se impuso al Don Benito (1-0) y al Sanluqueño en El Palmar (1-2).

  Un árbitro de Murcia

  El árbitro del encuentro es Rafael Sánchez López del Colegio Murciano. El de Bullas que comenzó en la categoría en la 2015/2016 le ha dirigido un partido a la Balona. En concreto fué en la jornada 3 del 9 de septiembre de 2018 en el que el conjunto albinegro logró empatar (0-0) en tierras almeriense ante el filial del Almería, ahora en Tercera. También le dirigió otro al Marbella el 24 de septiembre de 2017 con victoria marbellí ante Las Palmas At. (2-1). Aunque uno se pregunta porque designan a un árbitro de Murcia para este partido sabiendo que el Cartagena al igual que el Marbella aspiran al campeonato y que tanto el Real Murcia como el UCAM están en la otra lucha por la Copa y los play, aunque en menor medida, al menos por ahora. F. Recio

  1.